VALORA EL ESFUERZO

Hoy no se valora el esfuerzo; o se valora poco. Esforzarse es poner toda nuestra energía en la tarea que estamos realizando con el fin de llevar a buen término. No siempre es agradable a corto plazo, pero sí lo es a largo plazo. Por eso es importante transmitir, especialmente a los niños y jóvenes, lo positivo de empeñarse y vincularse con la tarea iniciada. Y ello por los siguientes motivos:

  • Todo lo que vale la pena en la vida se consigue con esfuerzo; el éxito en las cosas no es fácil. Nos puede gustar más o menos, pero es así. Desde que el niño empieza a andar, hasta aprender a Montar en bicicleta o presentarse a un examen, todo cuesta y hay que esforzarse.
  • Lo que más queremos, más esfuerzo suele costar. Y lo que más deseamos, más nos satisface. Es parte del mecanismo del deseo.
  • Todo esfuerzo tiene su recompensa. No siempre de forma inmediata, pero siempre la tiene.
  • El logro requiere esfuerzo y constancia. Conseguir algo, lograrlo, no es gratis.
  • El principal esfuerzo de los hijos en edad escolar se centra en sus estudios.

En los tiempos que corren, nada que suponga esfuerzo, está de moda, por eso hay que insistir en ello y debemos recordar que el éxito no se logra con la suerte, sino que es el resultado de un esfuerzo constante, sin olvidar que el fracaso comienza cuando cesa el esfuerzo.

Deja un comentario